Asumámoslo, hoy en día contar con un buen perfil de LinkedIn es tan importante a la hora de encontrar o cambiar de trabajo como preparar correctamente nuestro CV. Actualmente LinkedIn puede presumir de ser la más popular red social para temas profesionales del mundo. Cuenta con alrededor de 500 millones de usuarios en 200 países y territorios de todo el mundo.

Gracias a su elevado número de usuarios, LinkedIn nos permite establecer contactos útiles para el desarrollo de nuestra carrera profesional con otros usuarios que compartan intereses con nosotros. Pero para llegar a las personas adecuadas es importante que nuestro perfil de LinkedIn muestre lo mejor de nosotros mismos de manera adecuada.

Entrar a formar parte de esta red social es fácil. Cualquiera puede tener un perfil de LinkedIn. Para ello solo necesitas registrarte en su portal web a través de unos sencillos pasos. Una vez dentro lo complicado es que este “currículum 2.0” recoja adecuadamente y de forma atractiva quién eres y todo lo que puedes ofrecer a nivel laboral.

Nuestro consejo es que, dado que el tiempo es oro y a nadie nos sobra, centres tus esfuerzos en unos cuantos puntos esenciales de mejora que realmente te ayudarán a impactar de forma adecuada. Así que ahí van nuestros cinco consejos para que te pongas manos a la obra.

Incluye en tu perfil de LinkedIn una foto profesional

A más de una persona puede parecerle algo obvio pero os sorprendería la cantidad de selfies e imágenes mal iluminadas que puedes encontrar revisando los perfiles de usuarios. No confundas una imagen profesional con una presencia rígida. Una buena iluminación y una sonrisa franca pueden hacer maravillas. Evita, asimismo, que el fondo pueda distraer a quien entre en tu perfil, apuesta por algo neutro.

No emplees imágenes de cuerpo entero, si te muestra hasta los hombros o a lo sumo medio cuerpo mejor que mejor. Ni que decir tiene que no es conveniente emplear imágenes recortadas es las que se intuya la presencia de otras personas. Sí, salías genial en aquella foto de grupo abrazada a tu prima en su boda pero este no es el lugar para mostrarla.

Emplea la voz activa en los verbos

Dar a conocer nuestras habilidades de una forma irresistible para quien acceda a nuestro perfil de LinkedIn puede parecer complicado, especialmente a la hora de seleccionar qué palabras nos definen mejor. Una forma sencilla de hacer que tus puntos fuertes suenen interesantes es usar la voz activa en los verbos, incluso cuando describas logros en algún empleo anterior. En lugar de “Creación, edición y promoción de contenidos en blog” emplea frases como “creo, edito y promociono contenidos en blog”. De esta forma, trasmites de forma inconsciente entusiasmo y capacidad de acción. Y trata de buscar verbos que trasmitan acción y no pasividad. Así, en vez del típico “responsable de coordinación…” puedes decir “coordino…”.

Incluye en tu perfil de LinkedIn elementos multimedia para enriquecerlo

Saca partido a todas las herramientas que LinkedIn pone a tu disposición para darte a conocer. Incluye muestras de trabajos que hayas realizado en cursos de formación o anteriores empleos. Tienes la oportunidad de adjuntar documentos, fotos, enlaces a sitios web, vídeos y presentaciones externas.

Pide recomendaciones que te hagan ganar credibilidad

LinkedIn te da la opción de añadir recomendaciones a tu perfil. De esta forma, ganas en credibilidad y das a tu audiencia otra manera de conocer más de ti a través de las opiniones de quienes han tenido trato profesional contigo. Se trata de una forma útil de ganar reputación positiva. No solo puedes solicitársela a tu jefe, también pueden ser tus compañeros quienes hablen de ti y de tus capacidades en el trabajo.

Y, por supuesto, tú también puedes hacer tus propias recomendaciones en los perfiles de colegas de trabajo. Es otra manera de proporcionar visibilidad a tu perfil.

Realza tus proyectos actuales

¿Sientes escalofríos al pensar en cómo hacer atractivo el resumen de tu perfil? Al igual que completar tu perfil, escribir un resumen puede ser difícil: ¿qué debo incluir, cuántas palabras emplear, qué es lo que me interesa destacar? Nuestro consejo: ¡no escribas ningún resumen! En vez del aburrido “Soy un trabajador tenaz, apasionado, bla, bla, bla…” utiliza este espacio en tu perfil de LinkedIn para dar a conocer en qué estás trabajando actualmente, cuáles son tus nuevos proyectos… y termina incluyendo tu información de contacto.

De esta forma, tu resumen no será estático y cambiará a medida que avances en tus proyectos. Para quienes están interesados en tu área de especialización, será un incentivo para comenzar a seguirte. Y trasmitirás ya desde tu resumen una imagen de trabajador activo y apasionado por su trabajo.

¿Cuáles son tus consejos favoritos de LinkedIn para mejorar tu perfil? ¡Compártelos con nosotros! Y si te atrae el mundo comercial y quieres iniciar una carrera profesional con futuro y expectativas de crecimiento reales, en IMQ buscamos personas como tú. Somos una de las empresas más punteras del País Vasco. ¡No dejes pasar la oportunidad!

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here